Archivos

La eliminación de roedores es uno de los principales problemas de instalaciones ganaderas y agrícolas. En estas instalaciones encontramos lugares destinados al almacenaje de alimentos y piensos para los animales que se convierten en un reclamo apetecible para ratones, ratas y topillos.

En nuestro blog Canal Zotal, os explicamos los procedimientos de prevención y eliminación de roedores en entornos ganaderos y agrícolas.

Identificar el problema

El primer paso que debemos realizar para la eliminación de roedores en entornos ganaderos y agrícolas es identificar su presencia en las instalaciones.

Habitualmente cuando empezamos a sospechar de la presencia de estos animales es debido a restos físicos, como excrementos o ejemplares muertos, que son fácilmente detectables.

El problema radica en la rápida velocidad de reproducción de los roedores. Si no estamos atentos a esas señales y no ponemos el remedio adecuado, nos exponemos a sufrir una plaga de roedores.

Por ejemplo: los ratones domésticos tienen una tasa de apareamiento y reproducción más alta que otro tipo de ratones. Cada hembra pare entre ocho y diez crías que alcanzan la madurez sexual a las 6 semanas. En escaso tiempo supone un alto riesgo de plaga ya que, una vez alcanzan la madurez sexual, las jóvenes hembras pueden procrear con los machos de su camada y cada hembra puede parir entre 5 y 10 camadas al año. El crecimiento del número de los individuos es exponencial, con el problema que esto conlleva para su control y eliminación.

Los signos más evidentes para identificar la presencia de roedores son:

  • Ruidos: Los roedores, en especial el ratón doméstico y la rata común, profieren una serie de sonidos característicos para comunicarse entre ellos. En el caso de las ratas este sonido característico se conoce como “chillido”, debido a su particular tono.
    El sonido de las patas al correr por establos y recintos de madera también puede ser un claro indicador.
    Los roedores son animales cuya actividad alcanza su máximo en horas nocturnas, por lo que deberemos estar especialmente atentos en esa franja horaria.
  • Rotura de envases y marcas en alimentos: Los envases de cartón o tela que guardan alimento, como puede ser el empaquetado de semillas y piensos, suelen aparecer en mal estado y con roturas.
    Los roedores realizan agujeros para poder colarse en su interior y extraer el alimento, por lo que deberemos estar atentos a su preservación.
    En graneros y zonas de almacenaje de vegetales debemos estar atentos a la integridad del producto. Si por ejemplo tenemos extendidas las patatas para su secado controlaremos que no aparezcan marcas en los alimentos.
  • Excrementos: Los excrementos son uno de los signos más sencillos para detectar la presencia de roedores. Los roedores no defecan en un único lugar, sino que lo hacen a lo largo de su desplazamiento. Siguiendo los excrementos podemos llegar a identificar a nuestro indeseado huésped e incluso llegar a alguno de sus nidos.
    Las heces son también una gran pista para identificar la especie de roedor que está en nuestras instalaciones. En el caso de las ratas estas serán de mayor tamaño y en mayor concentración, mientras que las de los ratones son más pequeñas, menos acumuladas en cada deposición y de puntas más redondeadas. En cuanto al aspecto redondeado hay que tener en cuenta que la rata negra y la rata de tejado comparten esa morfología con los ratones.
    Es importante no tocar nunca las heces con las manos ya que son focos de infecciones y enfermedades.

Protocolos de eliminación de roedores en entornos ganaderos y agrícolas

Imagen de ratones en el post eliminación de roedores en entornos agrícolas y ganaderos | Zotal

Una vez hemos identificado el problema debemos poner en marcha nuestro plan para la eliminación de roedores.

Para ello existen diferentes métodos que pueden ser usados de forma individual o combinada en función del volumen de individuos a eliminar.

El primer paso para la eliminación de roedores en entornos ganaderos y agrícolas será evitar que tengan acceso a fuentes de alimento. Para ello realizaremos una limpieza y eliminación de restos orgánicos que pueden ser foco de atención y atracción de roedores.

Una medida a tomar es la instalación de pastas rodenticidas en portacebos. Su uso es fundamental y de gran ayuda para evitar el contacto con los cebos por parte de niños y animales no diana. Además generan una gran sensación de confianza en el animal debido a sus características y oscuridad, lo que ayuda al consumo del cebo in situ. Un ejemplo eficaz es nuestro portacebos fabricado en material plástico, resistente a la intemperie, y con llave de seguridad.

Una vez montada la trampa colocaremos el cebo en su interior. Es importante utilizar un cebo adecuado y eficaz, como por ejemplo ZYNRAT® Bloque Estriado. Este raticida es eficaz en una única dosis y los animales mueren a los 3-4 días de la ingesta, lo que ayuda a no despertar sospechas en la colonia.  Se deberá colocar en el portacebo, correctamente etiquetado, en el entorno de las instalaciones. En caso de ubicarse en el exterior no deberá situarse a una distancia mayor de 0,5 metros.

Si el problema es de ratones, y lo tenemos localizado, podemos utilizar como complemento la cola atrapa ratones. Este tipo de cola se extiende en zonas de paso de los ratones quedando adheridos. Al tratarse de un producto no tóxico es una herramienta de eliminación de roedores a tener en cuenta en zonas de almacenamiento de grano. Un ejemplo de este tipo es  ZEPO® Zepocol, que también será de ayuda para atrapar pequeños insectos reptantes o que se posen sobre la superficie encolada.

Debemos concienciarnos de que la presencia de roedores no es un problema trivial ya que representan un problema sanitario.  Es importante incorporar a nuestra rutina la atención a las señales que delatan su presencia, prevenir y preparar protocolos para la eliminación de roedores en entornos ganaderos y agrícolas.

Finalmente insistir en que el establecimiento de ejemplares en las instalaciones puede conllevar graves consecuencias. El ganadero y agricultor pueden sufrir una gran pérdida económica debida a los desperfectos y contaminación de alimentos, además de la posible aparición de enfermedades relacionadas con las plagas de ratas y ratones.

Descargar ficha informativa de Zynrat Bloque Estriado