Archivos

El tamaño… ¡Sí que importa! Al menos, cuando se trata de mascotas y, en concreto, de perros grandes. De la multitud de razas que existen en el mundo canino, no todas requieren los mismos cuidados. Una de las cuestiones que más influyen a la hora de destinar unos cuidados u otros es el tamaño del animal.

Los perros grandes y los pequeños presentan diferencias a la hora de la alimentación, el entretenimiento, la higiene, el transporte… Por eso, hemos recopilado en este post los principales consejos de cuidado e higiene para perros grandes. Una guía útil en caso de que vivas con uno de estos enormes compañeros.

¿Y qué razas se consideran perros grandes? Algunas de ellas, se te habrán venido pronto a la mente, pues la mayoría son muy conocidas. No obstante te dejamos una pequeña lista orientativa:

  • Dogo de Burdeos
  • Rottweiler
  • Bullmastiff
  • Mastín del Pirineo
  • Mastín Español
  • San Bernardo
  • Terranova
  • Tosa Japonés
  • Gran danés

Además de estos, todos aquellos perros, de raza o no, que alcancen una altura de más de 40 centímetros en su edad adulta.

Alimentar a perros grandes

Si nunca antes has vivido con alguna de las razas de perros grandes, puede que pienses que estos animales multiplican por su tamaño la cantidad de comida de los perros pequeños. Pero nada más lejos de la realidad.

Es cierto que los perros grandes comen más que los pequeños. Tienen diferente metabolismo y también diferentes necesidades energéticas. Sin embargo, la cantidad de comida no es directamente proporcional a su tamaño. De hecho, en términos porcentuales los perros pequeños comen más cantidad que los perros grandes en proporción a su tamaño.

Una vez hecha esta primera aclaración, hay que tener en cuenta que la alimentación de los perros grandes dependerá de:

  1. La raza
  2. La edad

La raza determina, entre otras cosas, el tipo de nutrientes que necesita el animal. También otras características específicas como el tamaño que llegará a alcanzar o el ritmo de desarrollo y su metabolismo. Es decir, hay razas que son más proclives a algunas enfermedades o dolencias. Por eso, su alimentación ha de ir destinada a paliar o minimizar los posibles inconvenientes que puedan surgir en su salud.

Por otro lado, los perros grandes suelen tener tendencia al sobrepeso, con lo que se debe priorizar alimentos ricos en proteínas y fibras en lugar de otros más calóricos.

La edad también es un factor fundamental. Un cachorro no tiene las mismas necesidades energéticas que un ejemplar adulto. Además, son animales que están en crecimiento de manera que es recomendable que tomen suplementos de algunos nutrientes, como el calcio.

Para dar la mejor alimentación a tu gran amigo, pregunta por todos estos aspectos a tu veterinario de confianza. Él te ayudará a dar a tu perro los nutrientes necesarios y la cantidad de comida adecuada según su raza y edad.

Transporte de perros grandes

Uno de los aspectos en los que tenemos que pensar al tener mascotas es en su transporte o necesidades para viajar. En este sentido, debemos valorar tanto las normativas de transporte público (y sus precios), como la seguridad de nuestra mascota cuando viaja en nuestro coche.

Vehículos particulares

Existen multitud de opciones en el mercado como para elegir un sistema que ofrezca la suficiente seguridad. A diferencia de los perros pequeños, el tradicional transportín no es un método recomendable. Por contra, puedes optar por arneses o rejillas divisorias.

Transportes públicos

Por norma general, en autobuses y aviones, los perros han de viajar en bodega y en su correspondiente transportín. En la mayoría de compañías, deberás rellenar documentación para la ocasión y, en muchas de ellas, hacer un pago adicional.

Será mejor que te informes bien siempre antes de viajar con la empresa en cuestión. Pregunta qué tipo de trámites has de realizar y las exigencias de la compañía para el transporte de perros grandes.

Asimismo te recomendamos que antes de comenzar el viaje, intentes tranquilizar a tu mascota y que no hagas grandes despedidas. Lo importante es que el perro esté lo más tranquilo posible y no note un ambiente inusual.

Por lo que respecta al tren, en España, no está permitido viajar con animales de más de 10 kilos. Esta limitación excluye, por tanto, a los perros grandes.

Transporte “Puerta a Puerta”

Otra opción de viaje para tus mascotas son las empresas dedicadas al transporte de animales de compañía, como Uship, Traveldog, MRW Mascotas o Premier Pet Travel. Algunas, incluso, disponen de aplicaciones para poder seguir el viaje de tu mascota a tiempo real desde tu móvil.

Higiene para perros grandes

La higiene es uno de los aspectos fundamentales en el cuidado de las mascotas. Al igual que en la alimentación, la frecuencia del baño dependerá de la raza y edad de tu perro. Pero también de su actividad. De hecho, lavar a tu mascota de manera muy frecuente puede causar problemas en su piel. Pregunta, una vez más, a tu veterinario cuál es la frecuencia adecuada para tu perro, según su raza y edad.

Otro de los aspectos que tendrás que valorar a la hora de bañar a tu mascota es el espacio. Una bañera puede ser un buen lugar para bañar a tu perro de gran tamaño. Recuerda poner una alfombrilla de baño o una toalla en el fondo para evitar que se resbale.

Si dispones de jardín o un gran patio, bañarlo al aire libre puede ser una opción. Eso sí, depende de las condiciones climáticas. También es recomendable que acotes el terreno ocupado. Así evitarás accidentes en caso de que se ponga nervioso.

En cualquier caso, recuerda tranquilizar a tu mascota e, incluso, darle alguna golosina. A continuación, sigue los siguientes pasos:

  • Cepíllale el pelo y desparasítalo. Esto último no será necesario si tu perro lleva algún tipo de collar antiparasitario.
  • Utiliza siempre agua tibia. y champú específico para perros, con un pH neutro. Lava todo el cuerpo, con cuidado de que no entre agua en sus oídos y sin tocar los sacos anales.
  • Limpia su cara, aparte, con un paño húmedo.
  • Cuando hayas acabado, sécalo bien con una toalla. Las de microfibra suelen ser más absorbentes por lo que harán que este paso sea más rápido.
  • Si su pelaje es largo, no te olvides de cepillarlo al terminar.

Otros cuidados

La educación y el ocio de tu perro son tan importantes como la alimentación y la higiene. Por eso, te recomendamos que comiences a educarlo cuando aún sea un cachorro. Por lo general, los perros grandes suelen ser más dóciles y sociables. Sacarlo a pasear a menudo y permitir que juegue con otros perros, vendrá bien a su desarrollo.

En casa, ten siempre juguetes preparados especialmente para ellos. Toma la precaución de que no sean de un tamaño pequeño, ya que puede tragarlo o asfixiarse con él. Además, deberá ser de un material resistente, ya que a mayor tamaño, mayor fuerza en la mandíbula. Tener juguetes cerca que los mantenga activo, le ayudará a sobrellevar las horas que no estés en casa. Esto evitará en gran medida estados de ansiedad o nerviosismo.